Sustitución Luna Trasera

¿Luna trasera (luneta) rota? ¡Hay que actuar con urgencia!

Luneta

Un muro que sobresale, una piedra que ha tomado una trayectoria desafortunada, un robo... la luna trasera de un vehículo no resiste a todo. Por el impacto, como medida de seguridad, se rompe en muchos trocitos de cristal. Para la sustitución de la luna trasera de su vehículo, nuestros profesionales de Glassdrive sustituirán su luneta de urgencia en cualquier lugar de España. En un taller, en su domicilio o donde le resulte más fácil, le ofrecemos una solución rápida para los daños en sus vidrios.

La seguridad como compromiso

Es difícil conducir con una luna trasera rota; demasiado ruido, demasiado aire, riesgo de que se filtre la lluvia y, sobre todo, su vehículo está abierto.

Por estas razones, nuestros equipos intervienen lo antes posible. Nuestros suministros diarios de los mayores fabricantes de acristalamientos para automóviles nos permiten recibir rápidamente la luna de su vehículo, siendo la calidad y las características idénticas al original.

Cobertura de la sustitución de lunas traseras

Como proveedor homologado de las principales compañías aseguradoras y renting, si tiene contratada la garantía de lunas, Glassdrive se encarga de todos los trámites administrativos para la gestión de su siniestro de lunas. No teniendo que abonar nada, salvo en condiciones especiales como franquicia o límite de cobertura.

Localiza tu Centro Glassdrive más cercano

A continuación, le ofrecemos algunos consejos de nuestros expertos en cristalería del automóvil para evitar que se le rompa la luna trasera:

Mantén la distancia y modera la velocidad: Siempre que pases por un tramo de vía en el que se estén realizando obras o tareas de mantenimiento. Un simple cortacésped o una desbrozadora junto a la carretera pueden levantar piedras con la fuerza suficiente para ocasionar un daño en los vidrios de su vehículo. 

No deje nada a la vista: incluso un objeto que no parezcas de gran valor, como un paraguas o un abrigo dejado en la parte trasera, puede atraer una atención no deseada y provocar un robo. Recuerde guardar sus pertenencias en el maletero; esto también es una buena idea cuando esté conduciendo, ya que evitará que un objeto guardado en el habitáculo golpee a un pasajero del asiento trasero en una situación de frenado de emergencia.

Medida: Si necesitas transportar objetos voluminosos (muebles, herramienta, bicicleta, materiales...), recuerda comprobar que tu maletero puede cerrarse sin romper la luna trasera o que tu carga no se deslizará al primer golpe de los frenos y golpeará la luneta.

Asegúrelo: Si desea transportar una bicicleta en un portabicicletas que se asienta en el portón trasero de su vehículo, siga cuidadosamente las instrucciones de instalación. Fija bien el dispositivo para evitar vibraciones y asegúrate de que las bicicletas no se apoyen directamente en el portón trasero.